La Secretaría de Salud federal mostró el panorama de siete entidades del país donde, lejos de disminuir los contagios de COVID-19, estos se encuentran en fase ascendente.
En la conferencia vespertina sobre la situación de la pandemia en México, José Luis Alomía, director general de Epidemiología, alertó que siete estados no han logrado aplanar la curva epidémica.
Se trata de Baja California Sur, Colima, Guanajuato, Hidalgo, Nayarit, Yucatán y Zacatecas, que reportan hasta 21% en detección de casos activos y 50% en ocupación hospitalaria.
«Estas entidades que se encuentran en fase ascendente de la epidemia (…) no ha llegado aún a un acmé, al menos visible, es decir, no están todavía empezando a disminuir (contagios)», dijo el funcionario.
Alomía precisó que en Hidalgo, el incremento de contagios se dio desde la semana 28 y en la 30 se mantuvo estable. Tiene un 11% de positividad y 40% de ocupación de camas generales.
Sus municipios con mayor transmisión, por cada 100,000 habitantes, son Pachuca, Mineral de la Reforma y Tulancingo.
Por otra parte, López-Gatell puntualizó que de los 32 estados de la República Mexicanan, 14 están en descenso.
Lo que implica que ya llegaron al punto máximo de la curva epidémica y han tenido un descenso progresivo con lo que suman ya suman tres semanas de  descenso progresivo.

Fuente: Política Expansión
https://politica.expansion.mx/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *