Ciudad de México.- Hoy por la mañana el presidente Andrés Manuel López Obrador presentó el diseño del «cachito» de Lotería para el sorteo del avión presidencial.
El premio mayor más grande de la historia y se venderían 6 millones de cachitos de 500 pesos C/U en la lotería nacional y con el dinero recaudado el gobierno recuperará 3 mil millones de pesos.
No obstante, el presidente López Obrador expresó su preocupación porque quien será el ganador de la aeronave.

“No quiero que nadie se eche a perder, que se destruya una familia, y no quiero cargar con esa culpa, parece un asunto menor, pero a mi me preocupa.
“Cómo le hacemos para que el que se saque el premio no se desgracie, no afecte a su familia, que pueda tener este bien, pero que lo aplique adecuadamente, que sea un bien para toda la familia”.
Señaló que explora la posibilidad de que el ganador -cuando lo venda- pueda tener ese dinero en un fideicomiso en el Banco de México y que esté le vayan entregando los intereses, se vayan capitalizando y que en un tiempo pueda decidir qué hacer con su dinero.
Tras el fracaso en la promoción y venta de la costosa aeronave que fue adquirida durante el gobierno de Felipe Calderón Hinojosa y estrenada durante el periodo de Enrique Peña Nieto, la estrategia de AMLO y sus administración del avión “que no lo tienen ni Obama ni Trump”, parece virar hacia un sector que no estaría interesado ni en la posibilidad de costear los gastos que un “premio” de esta naturaleza requiere.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *