Tantoyuca, Veracruz.- En la mira se encuentra el hotel Guzmán luego de que autoridades confirmaran que este negocio ha sido utilizado para esconder migrantes de varias nacionalidades, los últimos hechos ocurrieron a principios de mes cuando decenas de indocumentados llegaron hasta este edificio para ocultarse, pero al ver mucha presencia policial decidieron dejar el inmueble hasta el otro día a las 2 de la mañana a bordo de varios taxis que fueron contratados para sacarlos del municipio.
Se dio a conocer de forma extra oficial que vecinos que se encuentran cerca del hotel notan mucho movimiento por las noches, viendo decenas de hombres, mujeres y niños adentrarse al lugar, así como verlos salir rápidamente a bordo de varios taxis con rumbo desconocido durante las madrugadas.
Caber hacer mención que las autoridades guardan hermetismo sobre este caso, pero se dice en la mesa de seguridad que la vigilancia se redoblará para que estos hechos no vuelvan a suceder en este municipio y evitar que trasciendan con el fin de que no se involucre al alcalde Amado Guzmán Avilés y a sus hermanos diputados Jesús Guzmán Avilés y María del Rosario Guzmán Avilés, ya que este negocio es propiedad de su familia.
Narran las autoridades que ese edificio era utilizado como un lugar de paso para los inmigrantes para continuar su camino hacia el sueño americano, pero que será la última vez que suceda ya que habrá mayor vigilancia y que ahora estarán pidiendo documentación y mayor cuidado a la hora de ingresar a los huéspedes.
Cabe hacer mención que la problemática de migración es a nivel nacional y que el estado de Veracruz es el camino más viable para trasladarse hacia la frontera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *