San Felipe Orizatlán, Hidalgo.- Como parte de las acciones de prevención de delitos de alto impacto, como son los homicidios, un hombre fue asegurado por agentes de la Secretaría de Seguridad Pública de Hidalgo y puesto a disposición de la Fiscalía General de la República.
En San Felipe Orizatlán, un individuo fue intervenido en las inmediaciones de la Unidad Deportiva Municipal cuando se desplazaba a bordo de un auto Ford, tipo Mondeo, color dorado, con placas de Hidalgo.
Al ser objeto de una revisión por policías estatales, a quien dijo tener el nombre de E.S.R., de 51 años, se le encontró un arma de fuego calibre .25, abastecida con seis cartuchos útiles, sin acreditar su portación legal.
Las autoridades lo aprehendieron y turnaron a las instancias federales en la ciudad de Pachuca donde se resolverá su situación legal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *