Cobró hasta 5 mil pesos por un trámite inexistente.

 

Huejutla, Hidalgo.- Un funcionario de la Presidencia Municipal de Huejutla, fue denunciado públicamente por utilizar su puesto para enriquecerse a costa de las personas que se acercan a hacer un trámite a su área de trabajo, donde su “modus operandi” era dificultar las gestiones para que las víctimas desembolsaran de más.
Se trata de del coordinador del departamento del Registro del Estado Familiar, Guillermo Hernández Bautista, quien en diversas ocasiones ha sido exhibido por la forma deshonesta de desempeñar su trabajo.
A través de diversos testimonios de sus compañeros de trabajo y víctimas de ese funcionario, se pudo saber que el denunciado abusaba de la ignorancia de la gente para cobrar el doble en los trámites que ofrecen en Registro Civil y recibía el dinero dentro y fuera de su espacio laboral.
El último caso sucedió hace unos días donde Guillermo cobró 5 mil pesos para modificar los apellidos de unas actas de nacimiento, acción que en realidad él no estaba facultado legalmente para realizar y que solo se podía resolver a través de un juicio civil.
Otra situación turbia en la que estuvo involucrado fue hace aproximadamente 3 meses, cuando una vecina de Colalambre acudió a Registro Civil para obtener un acta de nacimiento. Al acercarse a las oficinas de Guillermo, este le dijo que su acta venia mal y que habría problemas para entregarle una copia, pero que se lo resolvería con una módica cantidad.

La fémina al desconocer lo que estaba ocurriendo, pagó 200 pesos para que le “arreglaran” el problema y le entregaran el papel en ese instante.
Tiempo después se dio cuenta del fraude del que fue objeto cuando le comentó a sus hijos sobre lo que ocurrió y estos al comparar el acta “defectuosa” y la corregida se percataron que no hubo ningún cambio en los datos.
En las redes sociales también fue exhibida su forma de actuar; un usuario se quejó que el “Lic. Memo” le dificultó los trámites para un acta de nacimiento a una mujer de avanzada edad, a quien le pidió 800 pesos para agilizar el trámite, situación que no logró a concretarse gracias a que el quejoso canalizó a su familiar con un abogado.
Trabajadores de la presidencia han sido testigos de las estafas que efectúa Guillermo en Registro Civil, pero no pueden quejarse con los superiores porque es muy sabido que mantiene una amistad con el alcalde Raúl Badillo Ramírez.
Aunado a lo anterior, argumentan que Guillermo dice ser licenciado y la realidad es que no cuenta con una cedula profesional ni un título que avale su palabra, lo que lo lleva a violentar el artículo 266 del Código Penal para el Estado de Hidalgo, el cual dice:
Al que ejerza los actos propios de una profesión sin tener título o autorización legal y se ostente como profesional de la materia, se le impondrá de seis meses a cinco años de prisión y de 20 a 200 días multa.
Los entrevistados condenaron el actuar del funcionario, pero señalan que la culpa principalmente es de la titular del Registro del Estado Familiar de Huejutla, Jacinta Guillén Hernández, y del presidente municipal por no estar al pendiente de los empleados ni de su forma de desarrollarse dentro del Ayuntamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *